Plagas

Las Plagas, afectan en mayor o menor grado a todas las plantas en algún momento y debemos estar prevenidos, para atajarlo a tiempo.

No se debe hablar de enfermedades en todos los caso, ya muchos de los males que las pueden aquejar provienen  de una mala práctica de cultivo.

Las principales plagas de las suculentas y crasuláceas son:

Cochinillas, Gusanos de suelo y Caracoles, Ácaros, Orugas, Pulgones, Babosas,  Araña roja, Hormigas, Trips, Mosca Blanca y Saltamontes, Gorgojos,principalmente.

Lo veremos a través de los síntomas que se presentan. Las plantas y las plagas siempre van ligadas, son las dos caras de la misma moneda.

Nuevas plantas atraerán plagas nuevas a casa, es imposible librarse por completo de ellas, pero no hay que desistir por ello.

Veremos aquí, los organismos que atacan a la parte aérea, la zona visible de los cactus.

Cochinillas.

Los síntomas de la presencia de cochinillas son, protuberancias, endurecimientos, secreciones cerosas pegadas a la hoja o tallo y que se ven tanto en zonas más leñosas, como zonas verdes de la planta.

Hay tres grupos de cochinillas, a saber;

  • Cochinillas con caparazón o escudo protector. Bajo este escudo, que se puede retirar, se encuentra el insecto y hasta los huevos de la puesta.
  • Cochinillas con caparazón endurecido. Se trata de la piel del mismo insecto, no de un caparazón como anteriormente y no se puede separar. Son algo más grandes que las anteriores.
  • Cochinilla algodonosa. Se trata de una secreción cérea del mismo insecto. Estas se mueven por la planta, no como las anteriores.

Puede ser esta la plaga más extendida y conocida. Coincide que en la mayoria de los casos es la hembra de la cochinilla, la que ataca masivamente a la planta, ya que el macho que dispone de alas, no se suele encontrar.

Cochinillas, Plagas

Con todo, las hembras no necesitan de los machos, ya que ellas pueden reproducirse por partenogénesis. Se multiplican por huevos.

La cochinilla algodonosa, crea unas masas blancas y algodonosas, que indican que se están reproduciendo y así son sus nidos. O sea tiene un cuerpo blando y grueso, con protecciones algodonosas que le ofrecen protección e impermeabilizan.

Con ello, queda claro que cualquier producto con que las tratemos, debe se fínamente pulverizado sobre ellas.

Estos cochinillas, atacan con fuerza a la planta infestada. Aspiran la savia de la planta y ésta pierde vigor y detiene su crecimiento y desarrollo, amén de decoloraciones y la suciedad que la materia cérea provoca, en la misma.

Con el tiempo, son capaces de causar un gran daño evidente, la dejan muy debilitada, pero no llegando a matarla, quiza no recupere su antiguo esplendor.

Cochinillas, Plagas

Son frecuentes en invernaderos y se observan masa algodonosas dónde la hembra se encuentra haciendo la puesta. En ese momento quedan inmóviles sobre la planta atacada. Ante de esto, la recorren vivamente buscando el lugar ideal.

Se encuentran fácilmente en cactáceas, tanto como en suculentas.

Menos comunes, son las cochinillas, Eriococcus coccineus, de color marrón rosado, de uno o dos milimetros de diámetro.

Esta con esa coloración y dado que se aferra a la planta, es más dificil de ver.

Durante la fase adulta, esta cochinilla se suelda prácticamente al cactus y ya no se mueve más, creando esta coraza, bajo la cual, está el cuerpo blando y verdoso de la cochinilla.

Tan solo como larva, se mueve por la planta.

Estas, fabrican bolsas blanquinosas, en las que depositan los huevos de la puesta.

Esta plaga es relativalemente fácil de controlar. Se puede rociar la planta con agua a presión, eliminando así a las cochinillas.

También puede preparar una torunda de algodón empapado en alcohol isopropílico y pasarlo sobre zonas infectadas con la plaga y enjuagando después con agua.

Cochinillas, Plagas

Como tercera solución casera, diluir jabón lavavajillas en un litro de agua y rociar.

Limpiar como se indicó anteriormente.

La solución más natural, si estamos a tiempo, es la de aportar mariquitas, que son depredadoras de las cochinillas.

Cochinillas, mariquita, Plagas
Mariquita devorando un pulgón.

Si observa que pese a todo no se recupera la planta, puede haber cochinillas escondidas en el sustrato sobre las raíces.

Trasplantela, limpiando las raíces con agua jabonosa y enjuagando después si observa cochinillas. Si persiste, tratamiento con Diazinón, Lizetan  o Folithión.

Las hojas tienen manchas parduzcas en el envés.

Estas manchas pueden ser producidas por un ataque de cochinillas.

Esta pueden ser cochinilla algodonosa, que presenta un aspecto como algodonoso y blanquecino o por cochinilla parda, que se presenta como un escudo oscuro y duro.

Aplique un tratamiento específico para cochinillas.

De forma casera puede aplicar algodón empapado en alcohol y dar agua y jabón para retirar las partes que queden unidas a los tallos.

Aclare bien.

Aplique con cierta periodicidad un insecticida al efecto.

Como tratamientos específicos para cochinillas, heremos un par de pulverizaciones, con un intervalo de 15 días con Folithion o Baytroid (Bayer), Cuprosán (Sandoz).

También podemos encontrar cohinillas que atacan a las raíces de las plantas. Muy similares a la ya comentada cochinilla algodonosa, creando masas algodonosas, donde estan las cochinillas y donde pondrán los huevos.

Suele ser la Rhizoecus cacticans, que no distingue entre plantas, atacándolas a todas.

Cochinillas de la humedad.

Los síntomas que delatan la presencia de cochinillas de la humedad son generalmente, zonas comidas de la planta a nivel del sustrato, en el tallo. También comen las raíces en los brotes jóvenes. Si la planta está en floración, atacará a los bulbos florales.

Laa cochinillas de la humedad son crustáceos ovalados, que pueden llegar a los 2 cm de longitud, con 7 pares de patas y de color gris, marrón pardo o rosado.

Cochinilla de la humedad
Cochinilla de la humedad

Estas se reproducen por huevos y siempre van acompañadas de alta humedad ambiente.

Se ocultan de día y se alimentan de la materia orgánica en descomposición.

Podemos combatirlas con la aplicación de Mesurol granulado.

Araña Roja y Acaros.

Al igual que con las cochinillas, los ácaros son difíciles de ver a simple vista.

Los síntomas que producen los ataques de la araña roja son, en la cara superior de la hojas aparecen manchas amarillentas o grisáceas, por toda la hoja.

En el envés de las hojas, se observa un fina telaraña, donde moran los ácaros rojizos o incluso amarillos o verdosos y visibles no sin esfuerzo o con alguna lupa de aumento.

Si miras con atención y con una lupa, verás unas arañitas/ácaros por la planta.

Araña roja, ácaros, plagas

Sobre la planta se nota porque sus con sus picaduras, la planta presenta un aspecto plomizo, apagado, manchas marrones o amarillentas y empiezan a contraerse con malformaciones. Debilitan mucho la planta.

Pueden llegar a observarse, las pequeñas telarañas que dejan en la planta.

Los principales factores que atraen a los ácaros son el calor y la sequedad, facilitándoles la rápida reproducción. Por ello las crasas, son una planta ideal para ser atacadas.

Puede prevenirse con pulverizaciones de agua.

Araña roja, ácaros, plagas

Además, son difíciles de controlar, pero se pueden tratar con éxito, aunque pueden llegar a estropear mucho la planta. Se multiplican por huevos, depositados en el envés de las hojas.

Las larvas tienen 3 pares de patas, mientras que los adultos tienen 4 pares de patas.

Se observará con facilidad, ya que aparecerán manchas marrones en el caso de los cactus y suculentas, en general.

Para su erradicación, utilizaremos productos comerciales como son los Acaricidas, especialmente preparados para este fin. Por ejm, Lizetan pulverizado.

Araña roja, ácaros, plagas

Otro artrópodo que podemos encontrarnos, son los Miriápodos. Estos están en la tierra y atacan a todos los tubérculos, bulbos y raíces que encuentran.

Devora las raíces y causa daños muy severos. Suele medir de 1,5 a 2 centimetros, de color negro, cuerpo duro y que se enrosca fácilmente sobre sí mismo.

Orugas y gusanos.

Nuestras plantas, se pueden ver atacadas por orugas y pueden ser diurnas o nocturnas.

Causan daños diferentes, según la oruga. Se comen las hojas y brotes tiernos. Otras se quedan entre o interior de los tallos y hojas de la planta, dónde hacen galerias que la debilitan mucho, aunque no lleguen a matarla necesariamente.

En el caso de la presencia de una plaga de orugas en nuestras plantas, dada la gran variedad de larvas de insectos, tratar con insecticidad al efecto.

Gusanos de suelo, orugas, plagas

Aquí podremos utilizar los mismos preparados que para las cochinillas, ya que tratan igualmente esta plaga, matando las orugas. Por ejm, Folithion o Lizetan.

Orugas, gusanos, plagas, plagas

En el caso de los gusanos del suelo, son más dificles de matar, ya que pemanecen ocultos en el sustrato y a veces invisibles directamente hasta que no son plaga y adultos.

Gusanos de suelo, orugas, plagas

Las larvas quedan en el sustrato y se alimentan de las raíces, por lo que tendremos que sustituir el sustrato y aplicar un insecticida para el sustrato al efecto.

Las lombrices, tiene un efecto postivo, cual es el de renovar el sustrato y la secreción de sustancias que favorecen la decomposición de la materia vegetal. Con mal sustrato, irían a por las raíces.

Caracoles y babosas.

Los síntomas que presentan son, zonas comidas en el tallo y las hojas y la presencia de las babas características. Pueden devorar completamente la planta atacada.

Estos suelen aparecer con alta humedad, lluvias o riego. Estan preferentemente en las zonas más tiernas y jugosas de la planta y son fácilmente localizables.

Caracoles, babosas, plagas

Pueden ser los más dañinos, debido a la voracidad que presentan. Los limacos o babosas y los caracoles, atacan las superficies carnosas, creando daños graves e irrecuperables.

Son nocturnos, lo cual les hace más dificil de observar, ya que durante el día se esconden en el envés de las hojas, bajo piedras, etc. Pueden ser una plaga muy engorrosa.

Colocan sus huevos en el interior del suelo, en pequeños montoncitos de huevos y lo hacen desde primavera hasta el otoño. Les favorece la humedad ambiente, lo cual podría propiciar una auténtica invasión de caracoles y babosas.

Para erradicarlos, aplicar insecticidas comerciales adecuados para ello, según las indicaciones del fabricante.

Controlar los riegos entre aplicaciones, para no eliminarlos con el agua de riego.

Una solución ecológica, pero más lenta es disponer sobre el sustrato de recipientes con cerveza. La cerveza los atrae y allí se ahogarán, lo que nos permitirá ir eliminándolos.

También, colocar una hoja de lechuga embebida en cerveza, como reclamo.

Otro reclamo puede ser, tomate mezclado con un granulado específico contra caracoles, metaldehído, para erradicarlos. Por ejm. Mesurol.

Caracoles, gusanos, plagas

Pulgones. (áfidos)

Las suculentas o crasas, son dificiles de observar en las suculentas. Suelen aparecer en las plantas que presentan las hojas en forma de roseta. Es una plaga muy común.

Pulgones, plagas
Ataque de pulgones

Los síntomas son,las hojas enrolladas, brotes retorcidos, parón de crecimiento y zonas ennegrecidas necrosadas. El ataque, mordedura de los pulgones, detiene el crecimiento y desarrollo de la planta.

Se ubican generalmente en el envés de las hojas, en los brotes tiernos y forman grupos muy nutridos.  Las zonas atacadas no se recuperan completamente, aun tratadas como plaga.

Su tamaño es de hasta unos 4 milímetros de largo, de color verduzco, verde, marrón, rojizo o  negro, tienen 6 patas y disponen de unas largas antenas.

Se asocian generalmente con las hormigas que recorren las plantas, creando una simbiosis entre ellas, de forma que los pulgones alimentan  a las hormigas, con sus secreciones azucaradas en las zonas atacadas, procedentes de la digestión de la savia.

Un mal añadido por las mordeduras es, provocan heridas y daños, en los tallos primero y en el resto después. Con esto, se abre la puerta a la entrada de microorganismos como hongos y bacterias, que debilitan al cactus.

Pueden propagar incluso, enfermedades víricas.

En este caso, la sequía y el calor ambiente, favorecen el crecimiento del parásito.

Se eliminan fácilmente, con insecticidas comerciales adecuados al efecto. Podemos citar el famoso Folithion o incluso el Lizetan pulverizable.

Mosca blanca.

La mosca blanca, es una plaga de pequeñas moscas de color blanquecino, que se presenta generalmente en las plantas con hojas. El ataque de la mosca blanca, produce unas hojas amarillentas que acaban por morir.

Mosca blanca, plagas

Esta mosca alada de 1,5 mm de longitud y blanquecina produce larvas de color verde amarillento y similares a las cochinillas. Se observa que revolotean alrededor de las hojas infestadas, si agitamos la planta.

Esta mosca está emparentada con las cochinillas y chupa la savia de la planta atacada. Se multiplica por huevos, colocados en el envés de las hojas.

Son muy prolíficas ya pueden reproducirse hasta 10 veces al año.

Esta plaga se cisca más con las Euphorbias, en particular las que tienen hojas blandas.

Utilizar insecticidas comericales, adecuados para esta plaga y erradicar. También aquí podemos utilizar Folithion o Lizetan pulverizados, sobre todo la parte inferior de las hojas, debe quedar bien impregnada de la pulverización del insecticida.

La solución ecológica, son otros insectos que las devoran, como son las avispas parásitas, que una semana, pueden acabar con una población numerosa de moscas blancas.

Mosca blanca, plagas

Podremos utilizar, pulverizaciones de agua jabonosa, como remedio inmediato.

Trips.

Los síntomas de la presencia en nuestras plantas, de los Trips son picaduras brillantes en las hojas, de color amarillento o plateado, junto con presencia de excrementos.

Trips
Trip

Son insectos muy pequeños de 1 mm de longitud de color amarillo o pardo.

El ataque de los trips, amarillea las hojas y las flores pueden ser tambien presa de estos insectos, evitando que se lleguen a abrir.

Disponen de 6 patas y ventosas en ellas, de forma que quedan bien sujetas. Tienen dos pares de alas, se reproducen por huevos y se alimentan de la savia de la planta atacada.

Se debe tratar con insecticidas al efecto, Folithion o Lizetan, por ejemplo.

Trips
Hoja infestada de Trips

Pseudococcus.

La cochinilla de cola larga o Pseudococcus longispinus, es natural de las regiones tropicales y subtropicales, pero actualmente se ha propagado a todo el mundo.

El rango de plantas hospedantes de la cochinilla de cola larga o Pseudococcus longispinus, es menos amplio que el del cochinilla algodonosa, pero comprende numerosas especies de cultivos ornamentales, por ejemplo, crotón, orquídea, uva, aguacate, manzana, cítricos.

Pseudococcus
Pseudococcus de cola larga

La especie suele vivir en lugares ocultos, tales como las yemas auxiliares y prefiere un entorno húmedo y cálido. 

Se reconoce fácilmente gracias a los largos filamentos posteriores, que miden, como mínimo, lo mismo que el propio cuerpo. Los otros filamentos miden, aproximadamente, la mitad del ancho del cuerpo. La hembra mide 3 a 4 mm de largo.

Los pseudocóccidos causan daños a nuetras plantas, de distintas maneras: Las ninfas y las hembras extraen la savia de la planta, dificultando el crecimiento y provocando malformaciones o amarilleo de las hojas, seguido a veces de la defoliación.

Reducen la fotosíntesis y las flores y los frutos se caen.

Gorgojos.

El Gorgojo es un tipo de escarabajo de la familia de los Curculionidae o familia de escarabajos del hocico. Hay más de 60.000 especies en total.

Como son los Gorgojos

Por lo general, son de un tamaño muy pequeño, y el tamaño del cuerpo varía de solo 3 mm a 10 mm en total.

Los exhiben una amplia gama de formas y colores del cuerpo. Sus formas del cuerpo son ovaladas o delgadas y los colores del cuerpo suelen ser oscuros, como gris, marrón rojizo o negro.

Sin embargo, algunas especies de gorgojos también tienen colores brillantes e intensos. Su cuerpo también puede contener escamas o pelos brillantes.

Gorgojo de la cápsula
Gorgojo del hocico

La característica más notable de los gorgojos adultos es la forma de su cabeza que es lo suficientemente alargada como para formar un hocico. Esta es la razón por la que a veces también se los conoce como “escarabajos del hocico”.

La boca de los gorgojos está presente en la punta del hocico. Las antenas curvadas de los gorgojos se encuentran en el centro del hocico.

Que comen los Gorgojos

Son herbívoros por naturaleza y se alimentan completamente de plantas desde la fase larval, hasta que llegan a la adultez.

Las larvas pequeñas de muchas especies de gorgojos solo se alimentan de tipos específicos de partes de plantas como semillas, frutos, cabeza de flor, raíz o tallos.

Sin embargo, los adultos prefieren comer de diferentes plantas. Tienen la costumbre de consumir una gran variedad de plantas y granos, arroz, trigo, harina, alubia, vid, etc.

Su hocico les ayuda no solo a comer plantas y penetrar los diferentes materiales para comer, sino también a perforar agujeros.

Consumen cultivos y granos y los destruyen.

Ciclo de vida del Gorgojo

Varía de una especie a otra. Pocas especies de gorgojos ponen sus huevos durante la primavera. Ponen los huevos en el suelo, cerca de la planta huésped.

Gorgojo del hocico
Gorgojo del trigo

Las larvas se alimentan de las raíces de las plantas mientras que permanecen bajo tierra. Por esta razón, es difícil verlos.

Otras especies de gorgojos en cambio, permanecen bajo tierra durante los inviernos y salen de la tierra en los veranos posteriores.

Además de alimentarse de partes de plantas y otros comestibles, los gorgojos también ponen sus huevos en esa comida, que luego se convierte en la fuente de alimento para sus larvas.

Son plagas muy mortales y pueden causar una gran pérdida económica para los agricultores, pudiendo ser una fuente de gran malestar para los humanos.

Los alimentos que alguna vez estuvieron contaminados con gorgojos deben desecharse, ya que pueden causar varias infecciones y enfermedades si los humanos los ingieren.

Como eliminar los Gorgojos.

Remedios naturales.

La mejor y más razonable forma de matar al gorgojo es congelar la comida. No soportan la congelación, aunque podemos tener problemas de espacio o incluso de la propia congelación del producto.

Otro remedio eficaz es el de usar hojas de laurel o de neem. Por lo tanto, tome algunas hojas de laurel o neem y pongalas dentro de su contenedor.

También el clavo es un remedio para deshacerse de los gorgojos. Los clavos se usan casi en cualquier otro hogar.

Gorgojo del hocico

Tienen el olor fuerte y esto es lo que funciona eficazmente contra los gorgojos. Para deshacerse de los gorgojos, ponga pocos dientes en cada esquina y parte de su cocina, donde se sospeche de los gorgojos.

Un remedio más, el fósforo.  Coloque la caja abierta de fósforos, cerca de los granos infestados de gorgojos. El olor a azufre forzará a los gorgojos a dejar sus alimentos.

Por último, una forma natural es la de colocar cerca de los alimentos infestados, una luz solar directa y potente, durante un día más o menos. Irritará a los gorgojos, y se verán obligados a abandonar ese lugar, ya que ellos se desarrollan en ambientes oscuros y húmedos preferiblemente.

Como tratamiento natural, pero químico, tenemos los aceites esenciales de las hojas de Zanthoxylum sp. (Rutaceae), de Palo santo (Lauraceae) y de Ocotea sp. (Lauraceae), que demostraron gran actividad fungicida en dosis muy bajas.

Una vez aplicado el tratamiento, la plaga de gorgojos muere unas seis horas después.

Siempre podrá recurrir a tratamiento químicos para eliminar esta plaga tan dañina.

Fumigación.

La fumigación es el remedio más utilizado. El “fosfuro de aluminio/magnesio” es uno de los fumigantes más utilizados para el combate de plagas de los productos almacenados y almacenes vacíos, se usa también para combate de insectos, ácaros y roedores en almacenes, estructuras y edificios.

Tiene una utilización cada vez mayor en tratamientos de tipo cuarentenario, el uso de la fumigación con fosfuro de aluminio/magnesio, es capaz de eliminar el 100% de las plagas en sus distintos estadios, los cuales brindan protección para futuras infestaciones.

El fosfuro libera por hidrólisis un gas llamado, fosfamina. El funcionamiento de éste es dejar sin oxígeno la zona tratada (silo, nave…), cumpliendo así nuestro objetivo que es fulminar todas las etapas del insecto: huevo, larva, ninfa y adulto.

Sin cambiar ni dañar los productos tratados en ninguna forma.

Otras plagas. Nemátodos, Saltamontes, Roedores.

Lo nemátodos, son gusanos microscópicos que afectan a las raíces, provocando unos bultos característico en ellas. La sintomatología es similar a la de las cochinillas, creando esos quistes o protuberancias en las raíces.

Lo que hacen es perforar las raíces, mordiendo el interior de estas e introduciendo sustancias tóxicas en la planta. Los quistes son de color marrón amarillento, visibles normalmente.

Nematodos, plagas

Para el control de esta plaga, retirar el sustrato y entonces recortar las raíces que esten afectadas.

Para eliminarlos, utilizar un “nematicida”, fumigantes que actúan por emanación de vapor. Otros pueden ser, con granulados o en forma liquida.

Trasplantar colocando un sustrato limpio.

Un tratamiento más drástico, es el de inyetar sobre la tierra del sustrato, vapor a más de 60 grados, que mata a los parásitos.

Como medida biológica, se puede utilizar organismos depredadores, como son hongos a tal efecto, que aprisionan y ahogan con sus filamentos al nemátodo.

Los saltamontes, comen las hojas de la planta y la pueden arruinar. Tratar con insecticidas.

Los roedores, se comen las partes jugosas y blandas, llegando a destrozar completamente la planta. Pueden llegar a ser plagas devastadoras.

Tratar como plaga si llega a tanto, con venenos específicos, trampas, etc. Atención a los venenos, si hay niños que pudieran llegar a manipularlos.

Tratamientos

Como norma general, sin especificar exactamente que tipo de daño padece la planta y cual sería el remedio exacto para su cura, podemos decir que los tratamientos preventivos serían cada 15 días al menos, en primavera y verano. Además de los comerciales ya comentados;

Los más comunes son;

Cochinilllas: Metilparathion, Fenitrotion, Parathion y Fentoato.

Pulgones: Ometoato, Metomilo, Dimetoato.

Araña roja: Fenbutestan, Dienocloro.

Nemátodos: Nemagón, Vapam, Dasanit.

Alteraciones fisiológicas.

Existen alteraciones en los cactus, que se pueden confundir con enfermedades provocadas por parásitos animales u hongos. No son necesariamente plagas.

Pueden ser debidas a condiciones atmosféricas y nutritivas, que al no adecuarse al cactus, le provocan diferentes transtornos.

  • Manchas, pústulas, etc.:

Son como costras finas y trasparentes que llegan a recubrir toda la planta  a nivel epidérmico y se tornan de color amarillo oscuro. Causadas por una nutrición defectuosa y quizá por exceso de compuestos nitrogenados en el abonado y sustrato.

  • Coloración rojo oscuro toda la planta:

El cactus se nos colorea de rojo oscuro en toda su superficie. Es un mecanismo de autoprotección vegetal, por encontarse en malas condiciones, o mucho calor o mucho frio.

  • Ennegrecimiento:

Pérdida de consistencia, marchitamiento, manchas oscuras, etc.: Generalmente producido por acumulo de hielo invernal, son daños irreversibles.

La nieve polvo, protege exposiciones por debajo de 0 grados; el hielo, quema.

  • Quemaduras:

Claramente son producidas por exceso de sol directo. Son decoloraciones amarillas con forma de manchas.Provocan una desecación y arrugamiento de la epidermis del cactus. Son casi imposibles de regenerar estos daños.

  • Crecimiento excesivo:

La falta de iluminación es lo que provoca el efecto estiramiento o etiolamiento. Se ve claramente en los nuevos brotes. pasr a zonas bien iluminadas y soleadas.

  • Musgos y algas:

La aparición de algas y musgos sobre el sustrato, puede llegar a bloquear el aireado del sustrato y provocar pudrición de raices. Tambien puede provocar que no germinen las semillas.

Eliminar con cuidado y mantener una buena aireación, riegos diurnos (matinales).

Tratamiento con Pelitre.

El piretro o pelitre de Dalmacia, Tanacetum cinerariifolium sin. Chrysanthemum cinerariaefolium, es una planta de hoja perenne de la familia de las asteráceas, nativa de Dalmacia y es parecida a una margarita, con vistosas flores blancas, rosas o rojas.

Del extracto de las flores de pelitre o piretro de flores secas de Chrysantemun (Pyretrum) Cinerariefolium, obtenemos el Insecticida biológico que se caracteriza por su rápida acción, por contacto e ingestión. Es totalmente biodegradable y natural.

Sus ácidos, crisantémico y pirétrico, forman la Cinerina, la Piretrina y la Jasmolina. Cada uno de los componentes posee un característico efecto insecticida.

Acciones.

Producto apto para todos los cultivos agrícolas y también utilizable en almacenes, locales, cámaras de almacenamientos, casas, etc. Es una solución útil para la desinfectación de locales y almacenes agrícolas.

Se utiliza para el control de pulgones, tanto en exterior como en interior. Causa inicialmente parálisis, seguida posteriormente de la muerte.

Este es un insecticida de choque, no sistémico que actúa por ingestión y contacto, se recomienda usarlo sólo en presencia de plaga. Es muy poco selectivo con amplio espectro de acción.

Es poco persistente y tiene un poderoso poder repelente. Amplio espectro de acción.

Indicaciones.

Se recomienda en el control de pulgones, hormigas, cochinillas, trips, mosca blanca, bostríquidos, brúquidos, cucíljidos, curculiónidos, geléchidos, ostomátidos, tenebriónidos y otros gorgojos.

También para el control de bostríquidos, brúquidos, cucújidos, curculiónidos, geléchidos, ostomátidos tenebriónidos, pequeños escarabajos, ficítidos, tineidos y otras plagas de los granos de cereales, leguminosas, tubérculos, productos agrícolas almacenados y en la desinfectación de locales y almacenes agrícolas.

Notas.

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos, lo considera el más seguro de todos los insecticidas. Tambien la Agricultura Orgánica autoriza su uso, lo que indica la escasa toxicidad que se le adjudica.

Otra gran ventaja del pelitre es, que la luz del sol y el oxígeno lo degradan en pocos días, en productos no tóxicos, por lo que no se acumula en el medio ambiente y deja de actuar a poco de finalizar el tratamiento fitosanitario.

Control biológico de plagas.

La importancia de los insectos depredadores en el control de plagas, ha
sido reconocido siempre como muy beneficioso en la agricultura.

Los depredadores han sido aprovechados a través del tiempo y son parte del éxito más reconocido en el control biológico de plagas.

El control biológico aplicado a las plagas, adquiere importancia en función de los beneficios socio-económicos y ambientales que produce, frente al tratamiento químico.

En este sentido, el control biológico posee ventajas comparativas, frente al control químico:

  • Es más económico y rentable que los tratamientos con insecticidas químicos
  • Es más versátil, ya que pueden actuar desde larvas y como adultos
  • No afecta al medio al ambiente
  • No afecta a la población humana

Sírfidos.

Traemos aquí a un insecto, que es el terror de los pulgones. Una auténtica contraplaga, que además tiene otros efectos muy beneficiosos para nuestras plantas y huertos en general.

Sírfidos

Son insectos de la familia de los dípteros, de aspecto similar a las avispas o abejas, según las especies. Existe sobre 5400 especies y en España podemos encontrar unas 300.

Reciben el nombre popular de, moscas de las flores o mosca cernidora. Van disfrazados de avispa o abeja, de forma que así asusta a sus posibles enemigos.

Sírfidos
Sírfidos – varias especies.

Aun este parecido a avispas y abejas, son parientes de las moscas, dípteros. Las podemos encontrar con bandas amarillas y negras como las avispas o con bandas anaranjadas como las abejas.

Pero su aunténtico poder es el combatir plagas de pulgones, de forma radical.

Larvas y huevos.

Ya desde larvas, ingieren gran cantidad de pulgones. Cada larva se puede llegar a comer unos 250 pulgones. Nacen de huevos blancos de 1 mm de tamaño.

Las larvas son de forma tubular o como elipsoide, sin patas con un tubo largo como un sifón para respirar. Otras especies, son como un gusano muy voraz.

Cada hembra de sírfido puede llegar a poner unos 400 huevos.

Sírfidos
Sírfido polinizando

Por tanto, su capacidad para acabar con las plagas de pulgones es muy interesante.

Un aspecto importante de los sírfidos es que cuándo acaban con un brote de pulgón, se quedan en la planta a las espera del brote de nuevos pulgones y no se marchan como harían las mariquitas.

Se dedican a sobrevolar la planta en busca de más pulgones y entonces poner sus huevos en zonas próximas, para que las larvas tengan el plato servido al nacer.

Como son los sírfidos.

Para distinguirlos, nos fijaremos en las antenas. Estas son cortas como en las moscas y disponen de unos ojos compuestos muy garndes, casi desproporcionados respecto de la cabeza, en comparación con avispas y abejas y sobre todo los machos.

Además tienen trompa, como las moscas. Pueden tener el abdomen recubierto de pelo y de grosor uniforme en el resto del cuerpo.

Sírfidos

El otro aspecto interesante de los sírfidos, es su capacidad de polinización. Cuándo son adultos, son grandes polinizadores, ya que se alimentan de polen y nectar de las flores.

El tamaño de los sírfidos, puede variar de pocos milímetros a algunos centímetros.

Sírfidos
Sírfidos. Larva

Tienen mucha facilidad para volar, como lo haría una abeja.

Despues de las abejas, los sírfidos son los siguientes grandes polinizadores.

Se trata pues, de una forma ecológica de tratar las plagas de pulgones tan habituales.

Mariquitas.

Los coccinélidos (Coccinellidae), son una familia de insectos coleópteros, de la superfamilia Cucujoidea, con un tamaño que va de 1 a 10 milímetros. Se encuentran por todo el mundo, con más de 4.500 especies conocidas.

Entre los nombres populares que recibe están, Vaquita de San Antonio y Vaquita de San Antón en Argentina; en Chile, chinita; en Colombia, Venezuela y España, mariquita; en Méjico, catarina y Lady Bug en inglés.

Mariquita, mariquilla o chinita

Los coccinélidos, mariquitas, son entomófagos o insectos depredadores de chinches harinosas, áfidos y ácaros que infestan los cultivos, plantas ornamentales, flores y hortalizas, entre otras.

Estos depredadores pertenecen a la clase Insecta y al orden Coleoptera.

Como son las mariquitas, mariquillas o chinitas.

La mayoría son polífagos y se caracterizan porque, tanto la fase larval como los adultos, son voraces depredadores de insectos de cuerpo blando.

Son fácilmente reconocibles por sus vivos y brillantes colores, como rojo, negro, anaranjado, que en algunos casos poseen manchas o lunares y de forma redondeada u oval, lo que caracteriza y distingue una especie de otra.

La forma oval, no es de un caparazón sino que, son gruesas alas transformadas llamadas élitros, que protegen las alas funcionales para el vuelo, el segundo par de alas.

Algunas especies pueden ser peludas. Son de patas cortas.

Son inofensivos para los humanos y son vistos con simpatía e incluso signo de buena suerte y que el hecho de matarlas, se toma como un presagio de mala suerte.

No debemos hacerlo.

Mariquita, mariquilla o chinita

Las mariquitas son muy apreciadas ya que son depredadoras naturales de los áfidos (pulgones), cochinillas, ácaros, larvas de moscas y otras plagas de la agricultura.

Una mariquita adulta, se estima que puede consumir más de 1.000 de estos animales durante el verano y si tenemos en cuenta que una hembra puede tener más de un millón de crías, nos daremos cuenta de por qué son considerados como insecticidas naturales.

Huevos

Los huevos de color amarillo, colocados en grupos o ristras sobre las hojas. Nacen en una semana desde la puesta de los huevos.  Las larvas tienen seis patas y gran movilidad.

En la reproducción de la mariquita, esta pueden poner hasta 400 huevos en cada puesta, que eclosionan entre marzo y abril.

Mariquita, mariquilla o chinita
Ciclo vital de la mariquita, mariquilla o chinita

Suelen ser espinosas o verrugosas, de color negro con minúsculas manchas blancas y anaranjadas, aunque hay una gran variedad en los colores según la especie.

Cuando eclosionan las larvas, comienzan a alimentarse rápidamente. Hacia el final de su vida (entre tres y seis semanas) han podido consumir 5.000 pulgones.

Las mariquitas, mariquillas o chinitas, son diurnas, o sea aprovechan las horas de luz para desarrollar su actividad.

Se esconden durante la noche y durante los meses de invierno hacen algo parecido la hibernación

Pueden vivir cerca de 1 año y alguna especie hasta 3 años.

Sus depredadores más comunes son los pájaros, ranas, avispas, arañas y libélulas, pero su  desagradable sabor, las protege en cierta medida contra sus depredadores.