Terrarios de Cactus

Un buen recurso es, la creación de los llamados “Terrarios de Cactus y Suculentas”.

Muchas veces el hecho de tener nuestras plantas y/o cactus y suculentas solos en sus macetas, se nos queda algo pobre, algo solitario y queremos ver más.

Qué son los Terrarios de Cactus y Suculentas.

Los llamamos Terrarios, porque surgen de la idea de recrear dentro de un recipiente o urna de cristal, un pedazo de la naturaleza, el hábitat de los cactus y suculentas.

Un terrario pretende ser algo así como, “un mini-ecosistema en una urna de vidrio”.

Terrario de cactus
Mini terrarium en maceta de barro

Nos atrae la idea de tener una versión mini de un paisaje cubierto de arena, salpicado de plantas espinosas que almacenan agua y con reptiles o invertebrados, conviviendo con ellos.

La verdad es que el concepto se amplía mucho, debido a que tiene una vertiente decorativa innegable, qué le da muchas más posibilidades.

Podremos encontrar recipientes de cristal, tipo pecera cerrados o abiertos, de formas poligonales, en botellas de cristal, en platos de cerámica o cristal más o menos abiertos, etc.

Para tener éxito realmente con cualquier planta, debe dársele un entorno al que se adapte.

La mayoría de las suculentas, incluidos los cactus, son plantas que necesitan pleno sol y también necesitan que el sustrato de la maceta, se seque entre riegos.

Además, son de climas con atmósfera seca, no húmeda y con agua estancada. En otras palabras, más o menos exactamente, lo contrario de las condiciones del terrario.

Por tanto, es altamente dificultoso para la vida de los cactus, salvo que se tenga un control estricto, de las condiciones necesarias para la vida de los cactus y suculentas.

Terrario
Terrario en burbuja de cristal

Con un Terrarios de Cactus recién hecho, los resultados pueden ser muy atractivos. El futuro del terrario, está condenado desde el principio, si no se es riguroso en su control.

El propósito de este artículo, es detallar algunos de los problemas específicos que deben abordarse, para el bienestar de las plantas de nuestro terrario.

Condiciones de vida en un Terrario de Cactus.

Veremos los condicionantes que pueden afectar a la vida y al crecimiento de nuestros cactus y suculentas, en un terrario.

Ventilación, aireación.

Los cactus y suculentas, necesitan de una buena circulación de aire.

Aún cuándo nuestro terrario no tenga tapa, el aire no entrará con facilidad.

Las peceras redondas, muy decorativas, tienen una abertura estrecha y son aún peores y los acuarios rectangulares, tampoco es la mejor solución.

Además de la mala circulación del aire, los laterales de vidrio aumentan la humedad, lo que también es perjudicial para la mayoría de los cactus.

Terrario
Terrario en copa de cristal

Riego. Humedad.

Realmente los cactus y suculentas, aprecian mucha agua, siempre que el ambiente sea lo suficientemente cálido y estén recibiendo mucha luz, beneficiandose así de un buen remojo.

Problema, en un terrario sin agujeros de drenaje, es imposible regar estas plantas adecuadamente y con graves riesgos de pudrición.

El sustrato  debe dejarse secar entre riegos y no debe haber agua “estancada”, en el fondo de la maceta. El exceso de agua, es una de las maneras más rápidas de matar un cactus.

Si tras un riego observamos que el agua se decanta en el fondo, deberemos cancelar todo riego, hasta que ese agua se haya evaporado.

Luz y calor.

Si se coloca un terrario, de vidrio a pleno sol, el calor en el interior, lo puede hacer explotar. Las temperaturas pueden alcanzar hasta los 40 a 50˚C, en poco tiempo.

Este aumento de temperatura dentro de un recipiente de vidrio se denomina “efecto invernadero” y es causado por el calor que se irradia hacia arriba y no puede escapar fácilmente de la urna o terrario.

Si además hay humedad en el sustrato, éste comenzará a evaporarse, empujando la humedad hacia arriba y pudidendo alcanzar fácilmente el 100% de humedad, en un terrario cerrado.

Terrario
Terrario en botella de cristal

Muchos cactus son amantes del sol y muchos crecerán muy bien, a pleno sol todo el día. Sin embargo, si se trata de un terrarios de cristal, el vidrio del terrario actuará como un horno solar y sobrecalentará el flujo de aire y literalmente, cocinarás las plantas.

Recomendamos colocarlos en un lugar con buena luz, pero protegido de la luz solar directa.

Tamaño del contenedor de los cactus.

Los cactus, si el entorno es bueno para ellos y favorece su crecimiento, estos no pararán de crecer y crecer, los sistemas radicales de los cactus y suculentas, llenarán rápidamente el contenedor.

Para un terrario dado, las plantas tendrán que permanecer pequeñas o el contenedor deberá ser cambiado por uno más grande, para contenerlas.

Los terrarios mini, son un poco más fáciles de mantener. Un mini-terrario que contiene una sola planta, suele ser más fácil de manejar que una plantación en grupo.

Al menos, cuando conocen las necesidades específicas de esa planta, puede intentar encontrar un lugar que las satisfaga, en lugar de buscar condiciones intermedias para un grupo de plantas dispares, un compromiso que no hace feliz a ninguna de ellas.

Terrario
Terrario de cactus y suculentas en contenedor metálico

Aparte de los problemas de hacinamiento que acompañan a un recipiente que es demasiado pequeño, las plantas también crecen a ritmos diferentes.

Algunas plantas pueden necesitar un contenedor más grande dentro de un año, mientras que otras nunca superarán el tamaño del contenedor inicial.

Un problema aún mayor al confinar múltiples plantas en un contenedor pequeño, es que las diferentes plantas requieren diferentes cantidades de luz y agua en diferentes momentos.

Lo mismo ocurre con la luz. No todas las plantas quieren la misma cantidad de sol y / o sombra. Incluso con múltiples plantas de la misma especie, las necesidades pueden variar planta por planta.

Por tanto, tener un montón de las mismas plantas en un mismo contenedor, no es un terrario muy interesante.

Sustrato.

Utilizaremos un sustrato comercial para suculentas o bien mezcla de turba con arena y   también, necesitaremos piedras, como motivo decorativo y drenaje, según el gusto de cada cual. En principio no requiere abonado. Si vive mucho tiempo quizá se deba aportar nutrientes o renovar el sustrato.

En el fondo del terrario, siempre pondremos una capa de piedras que nos servirá para drenar el agua de riego y como aviso para cortar el riego, hasta que se seque completamente.

Terrario
Terrario de suculentas en cristal abierto

Como idea general, debe ser tierra o sustrato ligero y con buen drenaje, incluyendo turba o musgo. También podeis hacer una mezcla con vermiculita, en proporción de tres a uno.

Para que el compuesto que tengamos mantenga la humedad y facilite la evaporación y absorción del agua, pondremos cabón activado e incluso musgo, limitando así el exceso de agua.

El musgo seco o sphagnum, si vuestro terrario es de vidrio, le dará un aspecto más chulo y profesional, facilitando ver la presencia de exceso de agua.

Qué plantar en el terrario.

Debe existir una cierta compatibilidad entre las plantas de nuestro terrario, considerando su patrón de crecimiento, su necesidad de agua y nutrientes, sus necesidades de luz y calor, etc.

Terrario
Terrario de cactus en cristal abierto

Por tanto, cuántas más plantas y de varias especies tengas en el terrario, más complicado será controlarlo bien.

Entre las plantas más decorativas, estan las echeverias, los cactus de poco porte, las haworthias, sedum, helechos, musgo, etc. Ahí debéis volcar vuestra imaginación y vuestros gustos.

Como hacer un terrario.

No obstante, os dejamos algunos videos que nos parecen interesantes, sobre la creación de sustratos y terrarios para suculentas.

Podréis ver los pasos a seguir y algunos consejos prácticos,  que a buen seguro os servirán como inicio, hasta que domineis la técnica.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *