Haworthia fasciata

Haworthia fasciata

La Haworthia fasciata, a la que se llama también Planta Cebra como a la attenuata, Haworthia Cebra o también se le llama Cactus Cebra, es una suculenta y no un cactus.

Haworthia fasciata

Todo lo que comentemos a continuación, será prácticamente igual a la attenuata, por lo que no nos extenderemos demasiado.

Es una especie suculenta de la familia de las Xanthorroeaceae. Originaria de Sudáfrica.

Su nombre común se deriva de las rayas horizontales, que recuedan a las rayas de las cebras. Tanto la fasciata como la attenuata, difieren  entre sí, muy ligeramente.

Estas plantas suculentas, tienen similitudes con la planta de Aloe y están relacionadas con la misma subfamilia.

Cómo es la Haworthia fasciata.

La Haworthia fasciata es una planta perenne, de pequeño tamaño, de unos 10 cm de altura. sus hojas, son de forma triangular, de color verde y con unas estrechas rayas o tiras crestadas blancas en el exterior.

La hoja no presente en su ápice, una espina no aguda. Las flores, blancas, surgen en el mes de octubre/noviembre, al final de una inflorescencia.

En la madurez, se llegan a crear numerosas rosetas agrupadas muy juntas, pequeñas y todas ellas con muchas y apretadas hojas.

Haworthia fasciata
Haworthia fasciata con puntas secas. Falta de riego o exceso de sol.

En su hábitat natural, Sudáfrica (0 sea subtropical), reciben mucho sol y períodos prolongados sin lluvia. Por su naturaleza como planta suculenta, puede almacenar agua en las gruesas hojas, para los períodos de sequía.

Normalmente, se suelen cultivar en jardines, no obstante, también se cultivan en invernaderos y en los hogares. Es una planta muy adecuada, para jardines con rocalla.

¿Cómo distinguir la fasciata de la attenuata?

La fasciata y la attenuata, son especies muy similares, por lo tanto, las dos se confunden con frecuencia entre sí.

La principal diferencia entre las dos especies (H. fasciata – H. attenuata) es, que la Haworthia fasciata, tiene la cara interior de las hojas más lisa a diferencia de la Haworthia attenuata, que muestra tubérculos, que son unos crecimientos verrugosos, a lo largo de la hoja.

La Haworthia fasciata, es supuestamente más difícil de encontrar que la variedad attenuata y parece tener hojas más gruesas.

Comó cuidar y cultivar la Haworthia fasciata.

La Haworthia fasciata, es una planta de fácil cultivo.  Le van bien las macetas pequeñas, donde las raíces queden apretadas.

Cómo es su floración

Las flores de la Haworthia fasciata, son pequeñas flores tubulares blancas o rosadas, de hasta una 10 cm, con estrechas bandas a lo largo de la flor, de color verde o marrón rojizo claro y que crecen de una inflorescencia.

Nacen de varas largas, de unos 30 a 40 cm de longitud, que apenas se mantienen erguidas.

Haworthia fasciata

Iluminación idónea para favorecer su crecimiento

La Haworthia fasciata, debe permanecer en un lugar donde pueda recibir mucho sol o luz brillante. Las zonas del hogar orientadas al sur-sureste, le darán la mayor cantidad de sol.

Una orientación este u oeste, darán la parte del sol directa del día, más adecuada. Si se colocan a pleno sol, pueden adquirir tonalidad rojiza o anaranjada y crecer con más lentitud.

El exceso de sol, puede secar las puntas de las hojas, síntoma que deberemos considerar, controlando nuestra planta.

Temperatura ambiente correcta

En inverno deben estar entre los 10ºC para no interrumpir el periodo de reposo que necesitan, resiste bajas temperaturas si se tiene el suelo seco.

El invierno, es la peor época para la Haworthia fasciata. La unión del agua de riego, junto con temperaturas frías o corrientes de aire, pueden hacer enfermar o incluso matar a la planta.

Haworthia fasciata
Haworthia fasciata con brotes o hijuelos, listos para propagar

Las hojas son órganos de almacenamiento, por lo que durante el invierno riegan mucho menos y permiten que la tierra superior se seque.

Debe permanecer en semisombra o sombra, pero muy luminosa. No es bueno que permanezca al sol directo cuañndo la planta es joven ya que puede quemarla.

Debe recibir una luz intensa, pero indirecta. En la madurez, la planta podrá ponerse a pleno sol y aún así evitando los días más cálurosos del verano.

El rango de temperaturas debe ser, 18ºC a 26 ºC, pero no inferior a los 10ºC.

Cómo regar la Haworthia fasciata

La época de crecimiento, de abril a septiembre, es cuándo se debe regar completamente y luego riegue, solo cuando la tierra esté seca al tacto, aunque no completamente seca.

Debe ser un riego moderado en primavera y verano y nulo o casi nulo en el resto del año.

Cómo abonar la Haworthia fasciata

La época para abonar nuestra planta será, desde abril hasta septiembre. Se puede incorporar un fertilizante líquido diluido en el agua de riego, una vez al mes.

No abonar durante el invierno.

Haworthia fasciata

Sustrato ideal para nuestra planta

Las Haworthias, requieren un sustrato, que sea rico en materia orgánica y arena para facilitar su drenaje. Son plantas suculentas con necesidades nutritivas, más bien altas.

El sustrato o tierra de cultivo, debe ser una mezcla para cactus, que drene bien y dé suficiente aireación a las raíces pequeñas y compactas.

Si hace su propia mezcla de tierras o sustratos, use parte del sustrato para cactus, parte de perlita y parte de arena.

Reproducción y propagación de la Haworthia fasciata

las Haworthias, como al inicio comentabamos, se propagan de la misma manera que las plantas de Aloe.

Se multiplica por separación de rosetas o brotes de la planta madre, que produce en gran cantidad.

Se pueden propagar con unos 5 cm de hojas recortada, dejando que la herida sane, durante al menos un par de días antes de plantar, dejándolos secar.

También producen brotes o hijuelos, que pueden ser recogidas de la planta madre y replantadas.

En ambos métodos, debe regar el sustrato una vez y luego esperar para ver un pequeño signo de nuevo crecimiento, evitando el exceso de agua.

2 opiniones en “Haworthia fasciata”

    1. Hola, Miriam;
      Respecto de la reproducción de Haworthia fasciata, te adjunto un video que explica como reproducirla con éxito. Espero que te sea de utilidad.
      Repecto del abonado, si el sustrato es joven y bien formado, no sería necesario un abonado. No obstante, si lo necesitas, utiliza un abono liquido comercial al efecto, pero diluido a la mitad de la dosis que indique el fabricante.
      Gracias por visitar nuestra web.

      https://www.youtube.com/watch?v=k4Oo6dDkOQw

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *